foto1
foto1
foto1
foto1
foto1
peondecampo

Peondecampo

Facebook

EEUU: El 75% de las muestras de aire y lluvia contienen pesticidas

Gracias al uso masivo de herbicidas en todo el planeta, seguramente hemos inhalado una dosis del herbicida mejor vendido de Monsanto, Roundup, según el último estudio del US Geological Survey publicado en la revista Enviromental Toxicology and Chemistry.

La sustancia química que compone el Roundup, conocida como glifosato, así como otras sustancias químicas “inertes”se encontraron en las muestras de aire y lluvia analizados en el río Mississippi en 2007, el gran rio que atraviesa EEUU y es el que recibe el agua procedente del drenaje de cientos de explotaciones agrícolas.

Se evaluaron numerosos pesticidas usados en ese momento a través del agua y el aire recogidos desde 1995 hasta 2007 en la época de crecimiento de los cultivos a lo largo del Delta del Mississipi. Si el hecho de que el 75% de las muestras arrojaran Roundup, no es lo suficiente alarmante, hay más:

– Roundup era preponderante (en aire y lluvia) así como otros 37 compuestos tóxicos.

– Se encontró glifosato en el 86% de las muestras de aire y en el 77% de lluvia.

– En 1995 se detectaron siete compuestos y en 2007 cinco, presentes en más de la mitad de las muestras de aire y lluvia en ambos años.

– En otros estudios realizados que prueban la presencia del glifosato en la orina, sangre y leche humana, se asegura que se aplicaron dos millones de kilos de esta sustancia a través del Estado (Louisiana) en 2007 o que el 55% del uso de hebicida durante ese año es el culpable de la prevalencia de este compuesto .

Lo que es sorprendente es que estos resultados no se han hecho públicos hasta 2015. Si los datos son correctos esto revelaría que ha habido un aumento de concentraciones (18) de glifosato en las muestras de aire y lluvia en solo doce años, y seguramente más desde que se tomaron las muestras, esto significa que nuestros cuerpos han estado expuestos al ataque de las toxinas biotecnológicas no solo en la comida, sino en el aire que respiramos y el agua que bebemos hace más de una década.

A más tiempo de exposición a los tóxicos, más enfermedades, estas toxinas tienen un efecto sinérgico acumulativo cuando se asocian a otros tóxicos. Si quieres suspirar de alivio, tendrás que luchar contra la biotecnología, no sólo están envenenando la comida.

 

OMS confirma que herbicidas utilizados por Monsanto podrían provocar cáncer en humanos.

La Agencia Internacional para la Investigación sobre el Cáncer (IARC), organismo dependiente de la Organización Mundial de la Salud (OMS), les ha dado la razón a las decenas de científicos e investigadores que por años advirtieron sobre los riesgos que el glifosato, molécula utilizada para destruir cultivos de coca y uno de los herbicidas más vendidos en el mundo, podría suponer para la salud.

En una investigación publicada en la revista The Lancet Oncology, los expertos de la IARC explican las razones que los llevaron a reclasificar cinco herbicidas. El más popular de los cinco, el glifosato, sustancia activa del Roundup, un producto comercializado por la multinacional Monsanto, entró a la categoría de “probablemente cancerígeno para los humanos”, junto con diazinón y malatión. Por otra parte, los tetraclorvinfos y paratión serán considerados por ahora como “posiblemente” cancerígenos.

El comité de 17 expertos provenientes de 11 países, explicaron a través de un comunicado que sobre el glifosato hay “evidencia limitada” de que puede producir linfoma no Hodgkin en seres humanos, pero hay pruebas “convincentes” de que puede causar cáncer en animales de laboratorio.

La IARC clasifica las sustancias en cinco grupos. El grupo 1 corresponde a las sustancias ampliamente probadas como cancerígenas. En el grupo 2A, al que entró el glifosato, se incluyen aquellas que pueden causar cáncer a los humanos, pero las pruebas no son concluyentes. En el grupo 2B figuran las sustancias que aún están lejos de ser concluyentes. En el grupo 3 aquellas de las que no hay pruebas, y en el grupo 4 aquellas sobre las que hay pruebas suficientes de que no causan cáncer a los humanos.

 

MiriamTarot
Cursos Online